22.11.06

y tú me decías que me callara




“si hay algo que me bloquea son los cadáveres en la nevera”

(mi madre, noviembre 2006)

25.6.06

Romance in Durango


En los bares de suelos sucios e infinitos mondadientes, las aceitunas saben mucho mejor. 

7.6.06

AMOR….. FA





amor amorfo, que no físico, ni platónico, ni recíproco, ni filial, ni apasionado sino amorfo. amorfo porque no consigo proyectarlo en todo su esplendor. si supierais lo que hay dentro, lo que se esconde debajo, caeríais en vuestro error. nada es lo que parece.

31.5.06




Veintiséis años ya.

Dos moscas que se lo montan en el suelo de mi cuarto
Me recuerdan que no me quieres.



Parecía verano, pero no. Era el calor sofocante que acompaña a la laxitud de una vida sin objetivos. Era mi cuarto desordenado desde la última vez que nos vimos, el polvo en las estanterías y las fotos del ordenador: todo eso me sacaba de quicio. 
Sin venir a cuento, empecé a recordar aquellos días en que iba al campo. Madrid no tenía tantas obras ni tanta gente y la vida se acababa con el canto de los grillos al atardecer. Me gustaba el juego de imitar animales: todos en corro y un niño en el centro imitando al animal que había sacado de una bolsa sin que los otros lo vieran. Felicidad en vasos de plástico…Sin embargo la luz era exacta, el calor sentido a través de camisetas de tirantes verde chillón volvía a mí a las dos menos cuarto de la tarde…. 


17.5.06




Dientes negros y miradas bizqueantes para las noches de pleno verano, entre risas con sabor a hierro y vapores pestilentes. Jugar a ser trapecistas de bordillo, marearse de dar vueltas y poder caer de espaldas porque estarás para recogerme… todo eso. Y no he hecho más que empezar.


where have you been, my blue-eyed son?
where have you been, my darling young one?
I've stumbled on the side of twelve misty mountains,
I've walked and I've crawled on six crooked highways,
I've stepped in the middle of seven sad forests,
I've been out in front of a dozen dead oceans,
I've been ten thousand miles in the mouth of a graveyard,
And it's a hard, and it's a hard rain's gonna fall

14.5.06

Repolín*






Remedios caseros para olvidar la imposibilidad del amor en circunstancias extremas de obsesión convulsivo-esquizoide de más de una semana. 


1. tomar una pastilla de Repolín cada mañana con un gran vaso de agua (o un bloody mary, según estén los ánimos)
2. no mencionar el tema . El autocontrol en este punto se revela en extremo importante. Estudios científicos demuestran que el incidir narrando las propias desgracias empeora el estado anímico de cualquier sujeto. Dar pena es un coñazo, además. Consejos prácticos: concentre su atención en el resto en lugar de en usted mismo. 
3. beba usted alcohol a gusto, sin pudor ni recato. 
4. escuche canciones de odio y rencor o de celebración grupal, según su gusto y naturaleza personal. 
5. no mire la luna de noche. Así como los vampiros huyen del sol, el soñador romántico ha de huir de las contemplaciones al cielo nocturno como si se tratase de una peste, de lo contrario la recuperación será más lenta y dolorosa. Y en casos graves imposible. 

En menos de dos semanas, el paciente descubrirá que respirar ya no cuesta tanto trabajo y que en el fondo la vida es un fluir constante. Movimiento de corriente en espiral con momentos de belleza irrepetible. 









* Originalmente, Repolín era una marca de pintura industrial de principios del XX muy querida por los artistas modernos. (REF: Duchamp. El amor y la Muerte. Juan Antonio Ramírez, Siruela, 1993) 


16.4.06



La habitación sólo tenía una pequeña ventana de pintura desconchada y que daba al patio. Deshizo un poco la maleta, le pesaban las piernas y se sentó en el suelo para mirar atentamente las uñas de sus pies. Llamaría en cualquier momento, y no iba a quedar con él. Hoy no. 

La noche anterior había sido de lo más extraña y molesta. Ella, una chica al uso en la parada de autobús esperando, para variar. El hombre del bigote la saluda, dice que le manda Rafa y, aunque de Rafa nunca más se supo, acabó viendo una película de lo más absurda en casa de un amigo del de bigotes. Menudo cabrón, en qué encerrona la había metido. 
Bebió demasiado y cuando volvió a casa recordó que ya no tenía casa, aunque no había problema porque el maldito Rafa iba a conseguirle un techo para la noche. Menuda mierda. Entró en el portal para coger la maleta y llamó a un taxi. Sólo se le ocurrió ir a un hotel no muy caro del que le habían hablado, pero no recordaba si lo mencionaron porque estaba bien o porque era un antro demencial. Algo le decía que era más bien esto último, pero había que arriesgarse. El taxista estaba borracho y llevaba música rai a todo volumen, con las ventanillas abiertas mientras gritaba a las chicas. Al principio resultó gracioso y pudo fumar todo lo que quiso y más, porque el tipo no se enteraba de nada. Pero luego el hotel parecía estar en el quinto infierno y el hombre conducía como un verdadero demente. Se bajó conteniendo las ganas de vomitar, mientras hacía contrapeso con la enorme maleta vieja, una de esas que despiertan el odio más profundo de cualquiera que pretenda desplazarlas. 
Ya dentro pudo comprobar que el conserje estaba animado también; todo indicaba que era la noche de los trabajadores alcohólicos, y por qué no celebrarlo con ese cóctel de indescriptible color que el tal Gutiérrez le ofrecía . Con cereza, eso sí. 
Luego un pasillo mugriento, 114 y dormir vestida boca abajo. Rafa se lo había buscado, no se puede dejar tirada a una chica en la parada del autobús, al menos a ella no. Podía llamar todo lo que quisiera, hasta que se le quemase el cerebro… Ojala se le quemase el cerebro. Por su puta culpa estaba tirada en la moqueta mugrienta del Trois Fleurs a las dos y media de la tarde con una resaca de lo más tremenda…


21.3.06

I will always remember to forget about you







Llevaba estos zapatos un día fatídico en el que no pudieron encontrarse con los tuyos. El inicio de nuestros desencuentros. Los dejé sobre la hierba de un marzo tirado por la ventana, mientras les preguntaba por qué. Caen flores en mi cara. Entre los almendros, ruido de motor. Dicen que no quedará nada de nosotros en la Tierra y no me importa en absoluto. siguen vívidos los sueños de poder enseñarte todo esto.

17.2.06



“Ever since I was a little girl I’ve enjoyed making my own private rules and living by them. I was a very independent, super-serious type of girl (….) Being tough isn’t of itself a bad thing. Looking back on it, though, I can see I was too used to being strong, and never tried to understand those who were weak (…) .Whenever I saw a person in trouble, somebody paralysed by events, I decided it was entirely their fault – they just weren’t trying hard enough (…) My outlook on life was unshakeable and practical, but lacked any human warmth. And not a single person around me pointed this out. (…) I was alive in the past and I am alive now, sitting here talking to you. But what you see here isn’t really me. This is just a shadow of who I was. You are really living. But I’m not. Even these words I’m saying right now sound empty, like an echo.”


Murakami. Sputnik Sweetheart

28.1.06


Lubina calcinada (main course, fish)


Se ponen las lubinas en el horno con un poco de aceite, sal y el limón en rodajas. Te vas a hacer otra cosa, como estudiar kanji por ejemplo, y te olvidas de que habías puesto las lubinas. Sabrás que están hechas cuando toda la casa huela al susodicho pez. 
.

17.1.06



Recuerdos parisinos del pasado mes de abril. Fascinación por las estufas que cuelgan en las terrazas y por lo bien que sabe un café tan cerca del Sena. De espaldas al objetivo de Carmela, tartamudeaba un “merci” al camarero que me trajo sueños románticos en una taza humeante. Y caminar hasta no sentir nada…